Ciclo A - Tiempo Ordinario 1 - Domingo 8º - 26 de febrero - Año 2017

Liturgia Salmo

Evangelio

Monición de Entrada: MOTIVACIÓN

Hermanos: somos convocados por el Señor Jesús, porque él quiere seguir proporcionándonos el nuevo proyecto de Dios que es el REINO. La Palabra, el Pan eucarístico y los hermanos reunidos, en torno a Jesús, son los elementos esenciales de este encuentro fraterno.

Seguimos en el marco del Sermón de la Montaña (como estos últimos domingos), y es que Jesús quiere seguir mostrándonos el PROYECTO que el Padre ha diseñado para su NUEVA FAMILIA. Él está empeñado en que lo podamos hacer realidad porque, según él, merece la pena.

De ahí que el mensaje de este día será realmente hermoso y sugerente: Dios no puede olvidarnos, como tampoco la madre puede olvidar al hijo de sus entrañas. Por eso, la propuesta evangélica será así de clara: “No os agobiéis por el mañana...”.

Aquí estamos porque esto merece ser celebrado y lo hacemos en torno a Jesús y a su Mesa. Comenzamos.

Moniciones a las lecturas

1ª Lectura: Isaías 49, 14-15

Vamos a escuchar un breve texto, pero muy denso, del profeta Isaías. Se halla al final de uno de los poemas del Siervo de Yahvé, aquel que lo va a dar todo por fidelidad a la voluntad de su Dios. Por eso, canta el amor que Dios siente por su pueblo, a pesar de sus extravíos. Una madre (nos dirá) nunca olvida a su hijo. Dios tampoco olvida a los suyos. Lo escuchamos con emoción.


2ª Lectura: 1 Corintios 4, 1-5

En la comunidad de Corinto, a la que el apóstol Pablo escribe esta carta, había divisiones y partidos eclesiales. Para Pablo, los ministros deben ser servidores de Cristo y administradores de los misterios y dones de Dios; y por lo tanto, fieles a esa misión que han recibido. El apóstol se siente tranquilo por el trabajo que él ha realizado. De ahí que invite a la fidelidad, dejando los juicios al mismo Dios. Escuchamos su reflexión.


Evangelio: Mateo 6, 24-34

Seguimos todavía en el marco del Sermón de la Montaña, donde Jesús ejerce de Maestro. Jesús nos invita a sus seguidores a no agobiarnos por tantos afanes secundarios de la vida. Para él lo importante es el Reino de Dios y su justicia. El resto se nos dará por añadidura. Impresionante propuesta la suya y que él la vivió con una radicalidad extrema. Escuchamos, desde dentro, su complicada propuesta.

Oración de los fieles

Siguiendo el ejemplo de Jesús, acudamos con confianza a Dios, nuestro Padre, presentándole nuestras oraciones y necesidades.

1.- Por la Iglesia, para que transmita, con sus palabras y gestos, la novedad del mensaje de Jesús y así sea testimonio vivo del Reino de Dios, especialmente para los más débiles e indefensos. ROGUEMOS AL SEÑOR.

2.- Por cuantos sufren a causa de cualquier motivo, para que encuentren, en cada uno de nosotros, hospitalidad y cercanía, y las ayudas necesarias y solidarias para salir adelante en la vida. ROGUEMOS AL SEÑOR.

3.- Para que en la sociedad actual valoremos realmente la caridad, la hospitalidad y la amistad, y los seguidores de Jesús estemos siempre dispuestos a convertirlas en vida en favor de los demás. ROGUEMOS AL SEÑOR.

4.- Para que en nuestro entorno, siempre surjan personas y grupos que nos recuerden el estilo de vida que Jesús plantea, viviendo desde la confianza en el amor y en la bondad y, como consecuencia, sabiendo compartir con generosidad con los que menos tienen y pasan verdadera necesidad. ROGUEMOS AL SEÑOR.

5.- Por cuantos nos hemos reunido en esta celebración, para que cada día intentemos vivir desde la actitud de confianza que Jesús nos ha planteado, fiándonos de la presencia de Dios junto a nosotros por los caminos de la vida. ROGUEMOS AL SEÑOR.

Presentación de las ofrendas

NOTA: ofrecemos diversos "SIGNOS" que nos parecen posibles, "fáciles" y que expresan el significado y el caminar de la Comunidad Cristiana.

POR FAVOR: que nadie piense que hay que hacer todos ellos. Que cada Comunidad, o Grupo de Liturgia los escoja y los adapte a su realidad.



PRESENTACIÓN DE UNA JOYA

(La ofrenda, que puede consistir en un adorno de mujer, la puede hacer una de las señoras de la comunidad)

ORACIÓN – EXPLICACIÓN: Señor, yo te ofrezco esta joya, en mi nombre personalmente y en nombre de toda la comunidad, como signo de las apetencias de este mundo, frente a los bienes que Tú quieres que anhelemos y busquemos. Haznos comprender a todos que lo que tenemos es sólo un medio, y no un fin, y que nunca pongamos nuestro corazón en aquello que tan fácilmente puede perecer. Es más: que aprendamos a compartirlo, como forma de vivir en sintonía con tu proyecto de vida. Gracias por ayudarnos.


PRESENTACIÓN DE LA HOJA INFORMATIVA DE LA BOLSA

(Cualquier miembro adulto de la comunidad puede hacer esta ofrenda. Se trata de la hoja que dedican los periódicos a la información económica o bursátil, o sencillamente un periódico especializado en economía)

ORACIÓN – EXPLICACIÓN: Señor, yo te traigo hoy esta muestra de la información económica o bursátil, por la que tantos hombres y mujeres de este mundo capitalista se mueven y viven. Sus caídas o remontes marcan su existir, porque han puesto en el dinero y en los negocios su corazón y el termómetro de sus alegrías y de sus tristezas. En mi nombre, y en nombre de toda la comunidad, yo quiero hacer confesión en voz bien alta de que el valor supremo de la jerarquía de valores que mueve mi persona y mi vida eres solamente Tú. De ahí que te ofrezco mi corazón, para que Tú tomes posesión absoluta y exclusiva de él.


PRESENTACIÓN DE UN BILLETERO VACÍO

(Lo hace un varón adulto de la comunidad)

ORACIÓN – EXPLICACIÓN: Por mi parte, yo te traigo este billetero vacío, porque estoy convencido de que, teniéndote a Ti, todo lo demás queda en segundo plano. Sin embargo, Señor, las tentaciones son grandes en este mundo y en estos tiempos y distraen nuestros corazones de tu seguimiento en radicalidad. No lo permitas, Señor, y danos a todos tu gracia y fortaleza.


PRESENTACIÓN DE UNA REVISTA DEL CORAZÓN

(Hace la ofrenda una de las mujeres de la comunidad)

ORACIÓN – EXPLICACIÓN: Yo te traigo, por mi parte, Señor, esta revista de las llamadas del corazón, que enseña sólo el lado feliz de la vida, el de las risas, las satisfacciones, el triunfo y la fama. Pero no es oro, sino oropel de todo lo que habla. Es superficialidad y trivial. Al ofrecértela hoy, yo quisiera entregarte mi disponibilidad a descubrir que de los que lloran y sufren es el Reino de los Cielos, donde realmente está la semilla de la felicidad que nunca acaba.


PRESENTACIÓN DEL PROGRAMA DE CUARESMA DE LA COMUNIDAD

(Lo debería de presentar el responsable del Consejo de pastoral de la Parroquia-Comunidad, preparado en un gran panel para luego colocarlo en el templo, y también en HOJAS IMPRESAS para repartirlas a todas las familias de la Comunidad-Parroquia, como también a los participantes en la celebración)

ORACIÓN – EXPLICACIÓN: Dios y Padre nuestro: esta Comunidad se prepara para introducirse, con tu Hijo, en el tiempo de CONVERSIÓN de la Cuaresma cristiana y que lo recogemos en este PROGRAMA que hemos preparado y que hoy se nos ofrece a todos. Concédenos, Padre, capacidad de silencio para escucharte; sinceridad para acoger tus propuestas; y osadía, como Jesús, para aceptar tu proyecto, que nos llevará a la PASCUA, a la Vida plena y llena de luz. Ayúdanos en la tarea.

Prefacio

(Como siempre, todos ya de pie, el que preside inicia la Acción de Gracias, a la que el resto de la comunidad se une, diciendo: «TE DAMOS GRACIAS, SEÑOR, PORQUE TÚ ERES NUESTRA ROCA FIRME»).

Te damos gracias, Señor, y te bendecimos,
porque, a lo largo de la historia de la humanidad,
has sido siempre fiel a tus compromisos con los hombres.
Cumpliste siempre tu palabra de Alianza
con tu pueblo elegido, Israel.
Y, a pesar de que los tuyos
traicionaron siempre tus repetidos pactos,
Tú fuiste respetuoso con ellos
y te mostraste como su único Dios y Padre,
que les asistió cada vez que se vieron acosados
por sus múltiples desdichas.
R/. "TE DAMOS GRACIAS, SEÑOR, PORQUE TÚ ERES NUESTRA ROCA FIRME".

Tu pueblo te traicionó continuamente
con los ídolos de los otros pueblos,
que no tenían boca ni manos,
que eran ciegos y no andaban,
que fueron incapaces de salvarle nunca,
porque eran hechura de las mentes y las manos de los hombres.
Tú, sin embargo, el único Dios vivo
fuiste paciente con ellos,
hasta que te revelaste en tu Hijo Jesucristo,
Dios de Dios y luz de luz,
al que tampoco quisieron apreciar su misterio.
R/. "TE DAMOS GRACIAS, SEÑOR, PORQUE TÚ ERES NUESTRA ROCA FIRME".

No nos hemos comportado mejor
los que formamos tu Iglesia, tu nuevo pueblo.
Hemos buscado en la fuerza de los hombres,
lo que habríamos de haber buscado en Ti.
Nos hemos apoyado en los medios e instrumentos humanos,
cuando teníamos que haber suplicado tu fuerza.
Hemos depositado nuestro corazón en las riquezas y el dinero,
cuando sólo Tú debías ser nuestro único centro.
R/. "TE DAMOS GRACIAS, SEÑOR, PORQUE TÚ ERES NUESTRA ROCA FIRME".

Sin embargo, a pesar de nuestro reincidente comportamiento,
Tú sigues siendo nuestro refugio y nuestra roca,
allá donde sabemos encontrarnos seguros,
donde nada se tambalea ni tiembla,
porque Tú eres nuestros firmes cimientos,
sobre los cuales bien merece la pena
construir nuestras vidas y personas.
R/. "TE DAMOS GRACIAS, SEÑOR, PORQUE TÚ ERES NUESTRA ROCA FIRME".

Nosotros ahora, a la vez que te damos gracias,
te volvemos a pedir tu inmensa paciencia.
Haz que nunca más miremos,
a no ser a través de tus ojos.
Que no vivamos,
a no ser a través de tu vida divina.
Que no sintamos,
a no ser a través de los latidos de tu corazón.
Que no pensemos,
a no ser a través de tu divina sabiduría.
Que no queramos,
a no ser a través de tu inconmovible voluntad.
Porque sólo, así, Tú eres nuestro único Dios,
el único que reina en nuestros corazones
y es nuestra dote y herencia.
R/. "TE DAMOS GRACIAS, SEÑOR, PORQUE TÚ ERES NUESTRA ROCA FIRME".

Monición de Despedida

Hermanos: hemos llegado al final de esta celebración. En ella hemos escuchado mensajes llenos de vida y de contenido y es que el amor de Dios no tiene límite alguno. Desde ahí, Jesús nos ha animado a ser... “compasivos como vuestro Padre es compasivo”. Sin duda, nos queda tarea. Y más aún si nos proponemos SER TESTIGOS de cuanto hemos escuchado y acogido. ¡Feliz semana de testimonio cristiano!

Reflexión para este día

“La Palabra de Dios es viva y eficaz;
juzga los deseos e intenciones del corazón”




Todavía en este marco del Sermón de la Montaña que el evangelista Mateo nos muestra, Jesús continúa en su tarea de Maestro. Y está claro que él “no habla de memoria”. No. Sólo desde ALGO EXPERIMENTADO es posible plantear, y además con esa rotundidad, lo que él propone: “No os agobiéis por el mañana...”. Esto, en esta nuestra cultura, suena a muy extraño. Y... pensándolo bien, desde lo que vivimos en el día a día, no es difícil entender que “suene a extraño”.

Pero para Jesús no es así. Hay mucha seguridad en lo que dice y en el cómo lo dice. En él, cuanto propone, da la profunda impresión de que es EXPERIENCIA y, lógicamente, desde ahí, todo cambia. Sólo así podremos captar toda la intensidad que rezuma el mensaje evangélico de este domingo.

¿Qué nos ocurre, posiblemente, a sus seguidores? Que muchas veces, dudamos de la CERCANÍA de Dios y de su AMOR incondicional para con nosotros. Algo de esto les pasaba también a los exiliados de Israel en tiempos del profeta Isaías: “Nos ha abandonado, se ha olvidado de nosotros”. Y es que Dios estaba callado. Pero la respuesta del profeta es clara: aunque una madre se olvidara de su hijo, Dios nunca se olvida de los suyos. Y esto es fuerte, muy fuerte y hay mucha convicción dentro.

Por eso, la Palabra de Dios de este domingo, para nosotros que queremos seguir a Jesús, nos invita a CONFIAR en Dios, como lo vivía el mismo Jesús. De ahí que nos ofrece esos CRITERIOS de VIDA tan tajantes, que muestran tanta seguridad: busca el Reino de Dio y relativiza todo el resto. ¡He aquí todo un desafío, hoy y aquí, para nosotros, caminantes de este Reino y seguidores de esta Maestro.

¡DICHOSOS los que ACOGEN la propuesta de Jesús,
porque Dios mismo será su REFUGIO y su SEGURIDAD!

bidean@bidean.net
castellano euskera batua euskera bizkaiera orue