#
#

Taller de los Salmos:


Tus comentarios: Salmo 100 (99)
#
#

Salmo 100

Un Salmo-plegaria cargado, -al menos para mí-, de viva emoción y con una mirada espectacular de ese Dios con el que Israel se siente íntimamente unido con una ALIANZA de AMOR, que no se rompe a pesar de las dificultades e infidelidades por parte del pueblo escogido. Aún más: este Salmo siento que es una LLAMADA a todos los pueblos (“tierra entera”) con el fin de acoger este don enorme y maravilloso, que es como lo siente Israel y es que ese Dios no es algo exclusivo de Israel, sino ABIERTO a cuantos buscan a un Dios que pueda iluminar su vida.

Honestamente reconozco que es un Salmo-plegaria me emociona profundamente, pues todo él está cargado de afirmaciones y sentimientos que ILUMINAN el camino para la vida, al menos si se toma de corazón cuanto en él se proclama con enorme fuerza y siento que con convicción. Agradezco al Salmista que ha sabido reunir en esta plegaria tantos elementos maravillosos y llenos de fe.

Cada párrafo y sus palabras correspondientes me suenan a muy hermosas y cargadas de vida: “Aclamad al Señor, tierra entera” (v. 1); “Servid al Señor con alegría, llegaos hasta Él con gritos de júbilo” (v. 2); “Sabed que sólo el Señor es Dios” (v. 3a); “Él nos hizo y le pertenecemos, somos su pueblo y ovejas de su rebaño” (v. 3b); y para terminar, una enorme y maravillosa confesión desde el corazón: “El Señor es bueno, su amor es para siempre, y su fidelidad de generación en generación” (v. 5).¡Vaya “confesión” y proclamación! Me llena el corazón con tantas palabras cargadas de LO MEJOR! Así lo siento y así lo recoge en este resumen, que me suena a algo hermoso y maravilloso.

¿Qué hay “detrás” de estas afirmaciones?, es lo que me pregunto. Lo primero, una sencilla pero profunda INVITACIÓN (“Aclamad al señor tierra entera”, v. 1) y es que se dan muchos motivos para ello, hasta llegar a ese “le pertenecemos, somos su pueblo y ovejas de su rebaño” (v. 3). ¡Cuánto contenido suponen estas afirmaciones y declaraciones de amor por parte de un pueblo que así siente a su Dios. Pero, en segundo lugar, como colofón, resuenan DOS palabras que expresan muchísimo: “Su AMOR es para siempre” y su FIDELIDAD de generación en generación” (V. 5). No sé si se puede decir de forma más profunda, expresando TODA una VIDA. Este binomio “amor + fidelidad” es un RESUMEN maravilloso de este Dios, fiel y amoroso. ¡Qué más se puede decir!

Pues siento que aún se puede decir más. Me explico. Yo levanto mis ojos y corazón a JESÚS de NAZARET y descubro que lo que proclamaba el Salmo-plegaria no sólo es verdad, sino que Jesús lo ha ratificado con creces. Y es que Jesús es el amor fiel del Padre (Jn 1,17), aliado de toda la humanidad en la búsqueda de la vida (Jn 10, 10). Jesús nos presenta a Dios como PADRE de TODOS y de TODAS, y es que las acciones de Jesús ponen de manifiesto su bondad y la bondad del que lo había enviado y, además, sin discriminar a NADIE. Nos enseñó que todos somos hijos e hijas del Dios.

Y podría continuar en esta contemplación de Jesús, de su vida, de sus acciones, de sus enseñanzas… y todo ello avalado con la entrega de su propia vida para “sellarlo” de este modo y para siempre. Éste es el PROYECTO de Dios-Padre y que Jesús me ha presentado, llamándolo REINO de DIOS. ¡Estamos de suerte, de veras!

“Dios-Padre nuestro, lleno de AMOR y de FIDELIDAD como las características dominantes de tu proyecto. GRACIAS por tanto don gratuito y que, especialmente, no ofreces por medio de Jesús, tu Hijo amado. Que tengamos la suerte de GUSTARLO, DISFRUTARLO y OFRECERLO a tantos hombres y mujeres que lo necesitan. Así sea”.

Esteban

Envianos tus comentarios

* Campos requeridos

# # #





bidean@bidean.net
castellano euskera batua euskera bizkaiera orue